La Savina y Alcúdia son los que apuntan una mayor recuperación en sus tráficos, con un aumento en el primer semestre del 34% y 32% respectivamente en comparación con el mismo periodo de 2020. Por su parte, Eivissa crece en un 10% y Palma y Maó un 7%.

FERRYBALEAR, APB

Los cinco puertos de interés general del Estado en Baleares movieron 6,5 millones de toneladas en el primer semestre del año, lo cual ha supuesto un incremento del 10% respecto al mismo período de 2020. Lejos todavía de los 8,4 millones del primer semestre de 2019 (pre-pandemia), se comienzan a notar ya síntomas de recuperación del tráfico portuario.

Respecto al tipo de mercancías por su forma de presentación, la mercancía general (bienes de consumo) aumenta este semestre un 12% (de 5,2 millones de toneladas a 5,8 en 2021). En cambio, los graneles líquidos (básicamente combustibles) experimentan un descenso del -9% respecto al primer semestre de 2020, y los graneles sólidos (cemento, áridos, etc.) bajan un -5%, pasando de 673.000 toneladas en el mismo periodo de 2020 a 515.000 en 2021.

Tráfico de pasajeros

Finalmente, el tráfico de pasajeros experimenta un crecimiento del 43% en términos generales, pasando de 1,1 millones en el primer semestre de 2020 a 1,6 millones en 2021. Esta recuperación es especialmente visible en la Savina (+109%), Alcúdia (+77%) y Eivissa (+72%), mientras que en Maó el incremento es algo más tímido (+27%). Por el contrario, el puerto de Palma ha visto descender el número de pasajeros que pasan por sus terminales en un -29%, resultado de un aumento del 15% en línea regular y un descenso del -98% del número de pasajeros de cruceros.

Un comentario en «Los Puertos de La Savina y Alcúdia los que más tráfico recuperan»
  1. ¿No será por lo que invierte APB en mejorar los muelles e instalaciones para ferrys?
    Casi un misterio como aún hay pasajeros sin vehículo, por ejemplo.

    Ni un embarque de ganado está tan mal de infraestructuras como lo están por ejemplo en el puerto de Palma de Mallorca. Lo del dique del oeste, es de nota (para suspenso muy deficiente). Ni una sombra, ni un aseo, ni una pasarela o finger, zona restringida para los pasajeros sin coche (que el acompañante no puede llevarte a pie de pasarela; ya no de estación marítima porque no la hay (como si el sol no calentara en verano)). Lo del Moll Vell frente la catedral, otro show de terror.

    Baleares no piensa en los ferrys, a diferencia de Canarias.
    Mientras en las islas Baleares meten unas restricciones al Port de Sant Antoni, que es casi lo mismo que haberlo cerrado a cualquier tráfico comercial; mientras el debate en el puerto de Formentera se centra en reducir tráficos para, no nos engañemos, que puedan viajar menos personas a la isla.

    Mientras, … en Canarias siguen con sus obras de reforma y ampliación (con mayúsculas) de sus puertos de ferrys: https://www.puentedemando.com/puertos-canarios-destina-33-millones-al-puerto-de-corralejo/ (Puertos Canarios destina 33 millones al puerto de Corralejo).

    Dos modelos completamente diferentes.

    Sr. Antich, usted encantado de la vida porque le tocó inaugurar el dique de Son Blanc en Ciutadella (Menorca) junto a su amigo Marc Pons y Jaume Carbonero. Pero no olvidemos la dureza con que su partido (y sus socios) se oponían a la configuración y diseño de ese puerto, y luego intentaron que fuera un puerto más pequeño. Para después cambiar y empezar a decir que es una obra importantísima, acabarla durante su mandato y ponerse esa “medalla”.

    Sr. Antich, durante su presidencia como presidente del Govern Balear se dieron los pasos y apretó para que en 2003, aún siendo usted presidente del Govern, inaugurara el nuevo dique de Botafoch que daría paso a la ampliación y transformación del puerto de Ibiza.

    Sr. Antich, también es bajo su mandato cunado se inician las obras de ampliación, y proyectos de otros, de los muelles y explanadas para cruceros en el puerto de Palma. Tiempos en los que decía (tal como recoge la prensa de la época): “el presidente del Govern balear, Francesc Antich, se ha mostrado partidario de potenciar el turismo de cruceros y de apoyar futuras modificaciones en el puerto de la capital balear” .

    Ahora resulta que se ha pasado de golpe a defender todo lo contrario, a reducir capacidades. Empezando por el puerto de La Savina, y continuando con el intento de desincentivar la llegada de cruceros a los puertos de las islas.

    No se puede haber estado décadas tomando decisiones al más alto nivel político que ha llevado la realización de millonarias y millonarias inversiones, encaminadas a ampliar (todo pagado con nuestros impuestos) ; para …. ahora como si nada buscar que se queden sin uso, criticarlas, o seguir sin invertir en los muelles de La Savina, o los de Ibzia empelados por los ferrys que unen la dos Pitiusas.

    ¿Qué fue del proyecto del nuevo puerto y muelles con su nueva estación marítima en ibiza para las conexiones con Formentera?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *